viernes, 14 de octubre de 2016

Mi abuela Margot

Hoy, a las 3 de la madrugada, hace 3 años que se murió una persona muy importante en mi vida, mi abuela Margot.
Ese fin de semana, mi abuela estaba muy mal y vine de Madrid a verla, la verdad es que, pese a decirme mi madre que tenía ganas de verme, como estaba muy mal, no me reconoció y el domingo 13 de Octubre, antes de marcharme de nuevo en el Alsa por la noche, me fui a despedir y entonces abrió los ojos, me sonrió y me dio la mano,  ¡parecía que estaba mejor!.
Pero ya en el trayecto hacia Madrid me dijeron que se había muerto.
Mi abuela era una persona excepcional, su vida lo fué, recuerdo, que en clase hice una redacción sobre su vida, para lo cual la entreviste y me lo contó todo.
Nació en Cudillero, de niña, sus padres la llevaron para Cuba, donde vivió hasta la adolescencia. Debido a la inestabilidad política, mi bisabuela decidió volver con sus seis hijos entre ellos mi abuela, mi bisabuelo se quedó allí y nunca regresó. Me encantaba escuchar las historias del viaje que duró tres meses en barco, de que vio una ballena,  los bailes en el barco, anécdotas de niña en  la escuela de cuba...
Al regresar a España, estalló la guerra, pasaron hambre y calamidades, tuvieron que salir adelante, ella y su  hermana mayor Elia (me llamo como ella) cuidando de los mas pequeños, mientras mi bisabuela trabajaba.
Posteriormente fue a Madrid a servir en casa de unos marqueses, trabajaba de cocinera, ¡como cocinaba!, sus croquetas, patatas rellenas, albóndigas, arroz con leche.... ¡como las hecho de menos!.
Le encantaba bailar, la fiesta, era supervital celebró su 80 cumpleaños jugando a los bolos, se consideraba joven, ¡quería hacer tantas cosas!.
Se casó mayor con mi abuelo, mucho mas joven que ella. Mi abuelo emigró a Bélgica en los años 60, poco después, cuando el se instaló, se trasladó ella sola en tren con mi madre que era pequeña. Nunca aprendió francés pero trabajó en una farmacia limpiando.
Era muy buena y generosa con todos, fue quien me cuidó cuando era pequeña  y siempre la echaré de menos.
Pongo fotos de cuando era joven, porque era como ella se sentía y para que veáis lo guapa que era.


 Todo el mundo dice que me parezco a ella, coqueta si era, fijaros que look con gafas y clunch, parece actual.
 El baile le encantaba, como a mí.

 Siempre conjuntada

Aprendiendo a patinar, que por cierto nunca aprendió


 Con mi madre, antes de irse a bélgica.

Conmigo, cuando nací.

Quería, desde este blog, recordarla y que se conociera un poco quien era.
¡Besos abuela, allá donde estés!
Hasta el próximo post!!




1 comentario:

En muy importante para mi que este blog sea interactivo por lo que agradezco vuestros comentarios que aportan riqueza a las entradas.
Bss y gracias por leer mi blog